Páginas vistas en total

7/01/2008

CRUZANDO EL CHARCO



¿Quién sabe que inhóspitas aventuras depara nuestro devenir?


Cruzamos el charco y esperamos que valga la pena, que experimentemos vivencias para recordar y que estrujemos los minutos, saboreándolos como si fueran los últimos de nuestras existencias.
Y sobretodo que cruzar el charco no suponga un enorme charco. Esto es lo más importante

No hay mucho más que decir, solo queda la expectación que emana de la incertidumbre.


Hasta un próximo regreso.


Se os quiere compañeros.


Quique